Lo único que quiero es que me dejen en paz y que no vuelvan a tocar a la puerta de mi casa preguntando por un puticlub


Todo empezó el sábado pasado, por la tarde, cuando un señor "del pueblo" que le soltó, sin cortarse: "Me han dicho que esto es una casa de citas". Pedro se quedó de piedra, aunque no le dio más importancia porque pensó que sería un caso aislado.

Sin embargo, a la mañana siguiente, el domingo por la mañana, volvió a ver merodeando por la casa al hombre que le había preguntado el día antes si aquello era un club de alterne. "Se ve que no acababa de creerse que mi casa no es un puticlub", afirma Pedro, que ya empezaba a pensar que aquello era muy extraño.

La puntilla llegó el domingo por la noche. "Cuando terminó el fútbol que daban por la tele, se presentó a mi casa un hombre, ´foraster´, y me preguntó: ¿Esto es una casa de putas?. Yo le respondí que se fuera enseguida de casa porque sino iba a buscar un garrote". Aquí, Pedro se dio cuenta de que tenía un problema.

El pasado lunes se fue directo al cuartel de la Guardia Civil a denunciar el tema. "Les dije que investigaran si el puticlub es legal o no y que adoptaran las medidas necesarias para que no me molestaran más". Un agente de la Benemérita le respondió que hablaría con su superior, "pero no apuntó nada de nada", precisa Pedro con una sombra de sospecha.

Al parecer, el club de alterne está situado a unos 500 metros de la casa de Pedro, fuera del casco urbano. Es una casa de campo que, a primera vista, no parece una casa de citas. "La verdad es que se ve bastante movimiento de coches", explica el vecino. "Me han dicho que la casa abrió poco antes de la Navidad, pero se ve que todo el pueblo ya lo sabe", añade.
A Pedro le gustaría que los propietarios del club, contra el que no tiene nada porque "cada uno se gana la vida como quiere", señalizasen correctamente su ubicación para que no se produzcan más confusiones molestas para él.

Si, como sospecha, más hombres tocan a su puerta con la intención de echar una cana al aire, no descarta colocar un cartel en la fachada: "Aquí no hay ningún puticlub".

Fuente: diariodemallorca.es

Comentario: seguro que si finalmente se le entrevista en televisión puede ser divertidísimo verle la cara contándolo, os imagináis que cara pondríais si os suelta un vecino si habéis montado un club de alterne.


Tags QEV: humor, noticia, puticlub

2 comentarios

Entradas populares de este blog

Frases I: divertidas, reflexivas, absurdas, geniales, ciertas,... para reir, pensar o pasar un rato divertido.

Rimas escolares: los hermanos pinzones eran unos ... marineros

Trucos para burlar los peajes de la AP-7 y la C-32